Barco norteño arrasa con bancos de atún en el Istmo, Oaxaca

NVI Noticias

Mientras los pescadores ribereños de Ensenada La Ventosa, realizan sus actividades igual que hace más de 40 años; las embarcaciones provenientes del norte del país cuentan con equipamiento y tecnología de punta que fácil les permiten identificar los bancos de peces y arrasan con las especies comerciales.

Estos pescadores narraron que hace algunos días hubo cardúmenes de atún frente a las costas de Salina Cruz, lo que les permitió hacerse de suficiente producto.

Sin embargo, relataron, poco les duró el gusto, porque un par de días después arribó una embarcación atunera a la que sólo le bastó un par de horas para capturar todo el banco de atún y se retiró de las costas oaxaqueñas.

Usan artes de pesca obsoletas

En definitiva, los pescadores locales no pueden competir, ya que esta actividad se realiza aquí con embarcaciones menores y motores fuera de borda, impulsados por gasolina.

Los constantes incrementos que ha tenido en estos últimos años el precio del combustible, provocan que la pesca sea una actividad cada vez menos redituable, señalaron.

La captura de especies comerciales, como palmerita, huachinango, cocinero, sierra y demás, requiere cada vez más adentrarse al mar abierto, utilizando las mismas artes de pesca que antaño utilizaban sus padres, revelaron.

La captura de otras especies como los tiburones, representa un enorme riesgo para los pescadores, que con pequeñas lanchas se aventuran en las inmensidades del océano, muchas de las veces con la incertidumbre si habrá buena pesca o no.

Otro problema es la contaminación por hidrocarburos que Petróleos Mexicanos (Pemex) constantemente ha vertido en Bahía La Ventosa, que ha matado diferentes especies en esta región.

Lo manifestaron con conocimiento de causa porque cada vez ven una mayor disminución de las diferentes especies que han venido capturando a lo largo de los años.

Consideraron necesario realizar un estudio que determine el grado de contaminación que tiene Bahía La Ventosa para obligar a Pemex a responder por las afectaciones a la pesca y al medio ambiente.

Se preserva la pesca por tradición

Históricamente, Ensenada La Ventosa, es una localidad de pescadores. Antes de que construyeran el puerto de Salina Cruz, los habitantes de esta agencia ya pescaban y hacían de esta actividad su modo de vida. La pesca la aprenden más por experiencia propia que por otra cosa.

Sin embargo, la situación económica hace cada vez más difícil que la captura de peces sea una fuente de ingreso para el sostén de sus familias, es más por costumbre que mantienen viva la pesca en la bahía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *