Bahías de Huatulco: paraíso sustentable

*Un destino que brilla por su belleza natural también destaca en el mundo por el cuidado al medio ambiente, certificaciones internacionales e iniciativas para hacer sus atractivos accesibles para todos sus visitantes.

NSS Oaxaca

Oaxaca.- El encanto de Huatulco causa amor a primera vista. El sol que brilla sobre la arena suave y tibia de sus nueve bahías y 36 playas se complementa a la perfección con sus aguas tranquilas que son una invitación a practicar deportes acuáticos prácticamente imposible de negar.

Su belleza natural no solo enamora, sino que lo posiciona como uno de los destinos turísticos más avanzados en desarrollo sustentable a nivel internacional gracias al trabajo coordinado de la sociedad civil, el comité de Playas Limpias, los gobiernos federal, estatal y municipal, así como organizaciones turísticas. Destaca Chahué, una de las cinco playas mexicanas reconocidas como playas sustentables por la certificación Blue Flag.

Huatulco tiene un extenso listado de bondades que impactan de manera positiva en nuestro planeta. Certificaciones como la EarthCheck Platinum avalan su compromiso a nivel global. Además, es considerado como Reserva de la Biósfera por la UNESCO; es una zona baja en carbono, gracias a

su programa Huatulco Carbono Neutro; el consumo total de energía eléctrica limpia es producida por campos eólicos ubicados en el Istmo de Tehuantepec; y 100% del agua residual es tratada y reutilizada.

En tanto, el Aeropuerto Internacional de Huatulco tiene la certificación EarthCheck y el Distintivo S por la Secretaría de Turismo (Sectur).

El enfoque que Huatulco ha puesto en la sustentabilidad lo ha ayudado a construir fama a nivel nacional e internacional como un destino paradisíaco y totalmente deseable.

Los turistas llegan por agua y por aire para disfrutar de sus atractivos. En 2019, recibió 43 cruceros con más de 70,800 pasajeros –esto lo colocó en el octavo lugar nacional– y su aeropuerto registró vuelos directos provenientes de ciudades de México, Estados Unidos y Canadá.

Otra acción a destacar agrega una razón más para que el amor a primera vista que provoca Huatulco se convierta en una relación duradera: la inclusión. Con una inversión de 4.7 millones de pesos, en 2019, la playa La Entrega hizo las adaptaciones necesarias para transformarse en un lugar amigable para personas con discapacidad y sus familias. Así, se convirtió en la novena playa de este tipo en el país.

La oferta turística de Huatulco parece interminable y se extiende más allá de sus pacíficas aguas. El mariposario Yeé Lo Beé, la granja de mariposas más grande de México, es un aliado para la educación ambiental, exhibición e investigación; las fincas cafetaleras obligan a apreciar el cultivo, producción y sabor de este grano; y el campo de golf de Tangolunda ofrece una opción deportiva con vista a la playa que te quita el aliento.

Cielos espectaculares, playas extraordinarias y diversos atractivos hacen de Huatulco un destino de ensueño, en donde las oportunidades de negocio también te esperan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *